“180º, El Cambio Impostergable”

0
79

Raúl Blanco

Sin previsión, sin planes ni ideas, es el común denominador de las fuerzas políticas actuales. 

No se salva nadie. 

Todos piensan en el aquí y ahora.

El aquí es su sillón, y el ahora es hacer la plancha.

No hagan olas muchachos que vamos bien. 

Todos.

Nadie levanta la vista de su metro cuadrado de confort.

Oficialismo y oposición.

Mucho humo, poco fuego.

Si levantaran la vista verían los nubarrones en el horizonte.

El filósofo y escritor estadounidense Elbert Hubbard dijo: “Una máquina puede hacer el trabajo de 50 hombres corrientes. Pero no existe ninguna máquina que pueda hacer el trabajo de un hombre extraordinario”.

A qué viene la referencia de ésta frase: 

Si consideramos que aproximadamente el 60% de los adolescentes no terminan secundaria, con el “resquebrajamiento social” que está creando un sistema educativo desmejorado, pérdida de valores y las desigualdades in crescendo, solo emergerán hombres y mujeres comunes y sin futuro. 

Para que haya hombres y mujeres diferentes y preparados, es necesario desnaturalizar el conservadurismo autocomplaciente que vivimos hoy y revolucionar todo el esquema; no con parches, sino girando 180 grados.

¿Qué pasará de aquí a 10, 15 0 20 años?

La tormenta perfecta llegará para hacer desaparecer más del 50 % de los trabajos.

¿Cuáles son los componentes que constituyen esta tormenta? 

Una decadente educación pública; una creciente desigualdad educativa; una lamentable  fragmentación social, económica y cultural; que día a día, y poco a poco,  separa a la sociedad en buenos y malos; un escenario de violencia inaudita, donde los valores fundamentales de convivencia, tolerancia y  fraternidad van desapareciendo, y un futuro incierto para las próximas generaciones de que tengan posibilidades ciertas de trabajo, como los conocemos hoy.

Según estudios de la Escuela de Negocios de la Universidad de Montevideo, publicados en el año 2016, el 54% de los empleos actuales corren un alto riesgo de desaparecer; un 23% el riesgo es mediano y para el restante 23%, bajo. 

Expresando el Doctor en Economía Ignacio Munyo que “más de la mitad de los trabajadores en Uruguay corren un alto riesgo de perder su trabajo actual porque, nos guste o no, ya no va a ser necesaria una persona para cumplir con esa tarea”.

Algunos casos mencionados:

“Los restaurantes, que dan empleo a miles de mozos, cocineros, cajeros o limpiadoras. 

Pero el 70% de esos negocios gastronómicos integran la categoría de “comida rápida”. Y “ya hay muchos restaurantes de este tipo que comienzan a trabajar con aplicaciones a través de teléfonos inteligentes que eliminan gran parte del trabajo del mozo convencional”. 

De todas maneras continuarán existiendo restaurantes de alto nivel y ahí seguirá habiendo mozos porque “hacen más que servir la comida”. Pero estos negocios son y serán una minoría”.

También acotan que “los call centers, hasta hace no mucho tiempo “vistos como la panacea para las clases medias en países de baja renta”. Ya existen robots que pueden hacer el trabajo del 90% de los empleados de esos centros de respuestas”.

El desafío a corto y mediano plazo es pensar de qué vivirán las personas cuando esta tormenta nos alcance.

Pretender bloquear o anular a empresas como Uber, Airbnb, Amazon, PedidosYa, Alibaba y todos los demás inventos que hay y/o surgirán a futuro es una pérdida de tiempo. 

Guste o no, han llegado para quedarse.

Solo cabe pensar que los ciudadanos que hoy tienen un nivel educativo más alto,y poseen empleos,son los que menos chances tienen de quedar obsoletos. “A medida que aumenta la formación educativa se reduce el riesgo de robotización”.

¿Cómo se distribuye el riesgo de quedarse sin trabajo? Según la Escuela de Negocios de la Universidad de Montevideo.

Previsiblemente el 59% para los que completaron primaria; 

49% para los que hicieron secundaria; 

44% para los que tienen educación técnica; 

27% para quienes terminaron la universidad, y 

18% para los que consiguieron un título de posgrado.

¿Y cuáles son los trabajos más expuestos a la desaparición? 

El 78% de los que pertenecen al sector primario de la economía (cargar bolsas en el puerto o extraer hortalizas a mano, por ejemplo), el 75% de los de la industria, el 69% de los del comercio y el 38% del sector servicios.

Cuanto más y mejor formado esté el individuo más posibilidades tendrá de conseguir un empleo decente; pero, en Uruguay, más del 50% de los adolescentes de 15 años carecen de las habilidades necesarias para desarrollar una tarea más compleja que simplemente cumplir una serie de instrucciones para hacer una tarea rutinaria. 

“Hoy en día más de la mitad de los uruguayos que están ingresando al mercado de trabajo es fácilmente robotizable”.

La tormenta se acerca cada día un poco más, hasta cubrirnos totalmente.

De todos los uruguayos depende crear una alternativa de cambio de 180º por el futuro del país y su gente.

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí