Puntos de Apoyo

0
433

Gastón Da Cruz

Desde los tiempos pretéritos del pluscuamperfecto, la suave y ondulada penillanura del territorio al Oriente del Río de los Pájaros Pintados, tenía a los nativos de la etapa precolombina, con sus tribus dispersas por aquellas tierras, que luego de colonizada, pasó a llamarse la época de la Colombina Che, con marcado estilo de estirpe murguera.

Esa historia de razas y orígenes, se inician al este del África Oriental, cuandoun inopinado conjunto de tribus se lanzan al agua y comienzan a nadar un largo y agotador periplo, con variados estilos de flotación: Crawl, mariposa, pecho, espalda, la plancha y también la licuadora en honor a Arno, el Rey de los electrodomésticos.

Es así que llegan a nuestras costas y con todo el ímpetu de quien llega a una tierra prometida, se internan en el territorio y descubren hermosos ríos y montes para acampar, extensas praderas y llanuras con una rica flora y fauna autóctona del lugar de calidad ISO 090001.

Allí se instalan y eligen autoridades. Tal distinción recae en la tribu belicosa y aguerrida de los Charrúas, quienes promulgan su primera ley:la ley del mínimo esfuerzo ycrean la llamada  Garra Charrúa, de carácter indómito, ante la presencia de los demás hermanos de raza,, que calificaron para la liguilla del llamado “parlamento de las tolderías”.

Surgen conjuntos como los Guenoas,Bohanes,Arachanes, Chanaes, Minuanes,  Yaros, y de forma paralela los Tristán Narvaja, los Eduardo Acevedo, los Jackson, que conducen a una Avenida Rivera, donde allí se cruzan todos: blancos, negros, mulatos, zambos y las zambas que se tocan en las pulperías, generando un crisol de razas. De la unión de los últimos, nacen las zambitas y los zambitos.

De ese sincretismo de razones culturales y folklore costumbrista, surge un personaje de característica singulares y propias: el Gaucho. Libertario, rebelde e irredento, protagonista fundamental de las revoluciones libertarias, en nuestro país, con más de 5 mil revoluciones por minuto.

Junto al Gaucho va la China, a veces, también oriental, compañera y lancera de las montoneras gauchas. Madre de una gran prole y protagonista de nuestra historia.

El Gaucho, dominaba el manejo del caballo, sin necesidad de sacar libreta de conducir y todas las artes criollas, de raíz cuadrada campera.

Jugaba a la taba, al truco, al robamontón, tomaba mate y caña de pura cepa.

Siempre recostado al palenque, apoyado en el mostrador de la pulpería, echado en el piso, donde dejaba transcurrir el tiempo, manso y carreta, como lo dejó retratado Juan Manuel Blanes. Era un ente autónomo y servicio descentralizado. No se ataba a nada.Hacía un conchabo de trabajo, cobraba y se iba, muy suelto de cuerpo, lejos, en la búsqueda de nuevos horizontes, despreocupado por si le hacían aportesa la caja.

Hoy día se le han hecho monumentos de homenaje, siempre buscando el llamado punto de apoyo a su figura.

Puntos de apoyo, donde su paradigma, es el monumento al Entrevero, donde todos están solidariamente unos apoyados contra otros. Allí se defiende la tesis del Punto de Apoyo.

Las “Cosses” de la vida:

Cosse dijo: “ Es una lástima. El hilo del diálogo, se pudo seguir con el sindicato de la aguja”

“ Nunca me gustaron los viajes de Arena gruesa. Es una carga muy pesada”

“ Les aconsejo no utilicen la cocina del Antel. Miren que el horno no                                                      

                       funciona por falta de clientes y el menú es a la carta. Necesita al Correo”.

“ El Mercado es un Modelo para muchos, menos para mí. Prefiero el Estado”

“  La Aguja es especial para los caldos de cultivo y los ensopados criollos”

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí