LA “OLLA PODRIDA” Por Daniel García

8
867

El nombre de este guiso en un comienzo fue “olla poderida”, en ese entonces se entendía que “poderida” hacía referencia a las personas poderosas y pudientes que podrían prepararse este plato, mismo que además de abundante, tenía muchos ingredientes caros e inimaginables para personas del pueblo, ya que contenía cebollas, ajos, pies de puerco, longaniza, capones, gallinas, vaca, carnero entre otros alimentos caros.

Se sabe que con el tiempo la “e” en “poderida” desapareció, esto porque así evolucionó la lengua, de ahí que terminó siendo “podrida” que muchas veces se confunde con el verbo “pudrir”, aunque, algunos creen que es un nombre adecuado ya que se cocina tanto que sus ingredientes parecen deshacerse por completo y que cómo una especie de “pudrición”, pero claro, está solo se ve así, porque quienes la han probado aseguran que es exquisita.

Solo una introducción con un poco de información culinaria, pero amigo lector, no piense que se equivocó y está en la sección de recetas, ya vamos al tema, aunque no está mal si despertamos su apetito.

Estos días el mundo político se ve sacudido con escándalos, denuncias, anuncios, lo que nos va colocando en alerta para avizorar los tiempos por venir.

La Comisión Técnica Mixta de Salto Grande pasó a ser la vedette de las noticias, cuando en una solicitud de refuerzos presupuestales, dejó al descubierto una serie de cargos, nombramientos, puestos de confianza, cifras de salarios fuera de lo común y un entrevero de datos e ingredientes, envidia de una buena “olla podrida”.

La renuncia de su director buscó apaciguar algunos ánimos, ante una situación que devenía en indefendible y que la oposición intenta capitalizar, megáfono en mano para ampliar su repercusión y escándalo.

Como siempre decía mi abuelo, “Alemania hablando de guerra”, ya que el Frente Amplio ha usado y abusado de las designaciones directas, como en la Intendencia de Montevideo, donde suman más de doscientas.

Esta observación no va en dirección a justificar conductas o acciones, que solo suman al desprestigio o la imagen deteriorada del sistema político en general.

Es el comentario emergente, que resulta de constatar ciertas conductas que atraviesan el sistema de lado a lado. Lo del frente amplio indigna, porque abusa, niega y acusa.

En el marco del tercer Congreso del Pueblo del Pitcnt, don Marcelo Abdala se despachó con su oratoria, previsible por demás, pero interesante para destacar algunos temas tratados, que agregan condimentos y hierbas aromáticas a nuestra olla política 2023.

Se refirió al lugar del acto, el Teatro El Galpón, quien al igual que otras salas identificadas con el Teatro Independiente, padecen una crisis financiera que las deja al borde del cierre.

Entonces don Marcelo, esboza su crítica alusiva a los llamados “malla oro”, un nuevo talismán encontrado para referirse a aquellos que les va bien económicamente y que subliminalmente eso sucede, por un cierto apoyo gubernamental, según el eslogan que la izquierda promueve y repite urbi et orbi.

A los compañeros hay que avisarles, que en este mundo capitalista en el que vivimos y que ellos odian, los negocios deben ser eficientes para funcionar y no esperar siempre que el gobierno de turno extienda subsidios, contratos que pagamos todos, o apoyos a los “artistas compañeros comprometidos” y toda una gama interminable de manganetas y acomodos que se viven hoy en las Intendencias de Canelones y Montevideo.

¿Más de mil personas en el departamento de cultura de la IMM?

El presidente de la Central Sindical también nos habló del feminismo, del patriarcado, de la pobreza, de la infantilización y feminización de esta, de las desigualdades, del estado locomotora que necesitamos, de la distribución de la riqueza y del plebiscito que intentan llevar a cabo para quitar las AFAPS, bajar la edad de jubilación a 60 años y algún detalle más, sin ton ni son.

El 9 de abril de 2022 presentamos una columna que titulábamos “El próximo plebiscito”, donde hacíamos alusión a la casi seguridad que el Pitcnt estuviera pergeñando el próximo plebiscito, que sería contra la reforma de la Seguridad Social.

Parece que allí lo tenemos, aunque no genera unanimidades aún en el propio seno del partido opositor que la promueve.

Habría que ver, cuanto poder despliega el P. Comunista, para torcer y alinear a todo el FA, en la recolección de firmas y en terminar apoyando el plebiscito.

La Caja Bancaria ante su crisis financiera, acordó extender la edad jubilatoria a 65 años y criticó la posición del Pitcnt sobre el plebiscito, pero en un giro realmente incomprensible, decidieron si juntar firmas. Lo que no hace un gremio para no tener lío con el Pitfa.

¿Alguien puede explicar esto, o solo es parte de la olla podrida en cocción?

Ir contra el aumento de la edad de jubilarse, parece ser uno de los puntos, al igual que el intento de que se terminen las AFAPS, en una temeraria propuesta, cuyo resultado no puede ser más que una catástrofe financiera como mínimo.

Con tantos ingredientes en esta olla poderosa, sería bueno que los partidos de la Coalición tomaran nota, de que hay algunos asuntos que son temas de la izquierda y que sería muy saludable, que dejaran de estar en sus agendas y discursos.

Ya hicimos un resumen de algunos de ellos, que don Marcelo utiliza como ingredientes habituales de ese discurso falaz, que increíblemente algunos integrantes de partidos tradicionales pretenden incluir, hablar o discursear al unísono con el frente amplio.

Refrescar argumentos y temas que sean del interés de la mayoría de la ciudadanía, debería ocupar las discusiones, antes de intentar seguir o parecerse a los del otro bando, para convertirse en una mala copia. Es hora de tener principios y hablar verdades con claridad y honestidad.

Estos detalles, son los que, como vimos recientemente en Argentina, han provocado un “terremoto político”, cuando surge alguien que pone arriba de la mesa los asuntos candentes y de interés de la mayoría de la población y lo hace desde la honestidad intelectual y sin cortapisas.

La gente está hastiada de escuchar un día sí y otro también, discusiones, pasadas de factura, interminables discursos demagógicos sobre lo que hace uno y lo que no hace el otro, si tuve tres o cuatro homicidios menos o más, si nombraron a fulano o mengano que es amigo de tal o cual y cuanto se llevó o a quien benefició.

Todo eso es un problema y algo que no debe ocurrir, pero nadie está libre o inmaculado, ni en condiciones de erigirse en el portador del dedo acusador y más vale que dejen las piedras en el piso, antes de arrojarlas, que nadie está libre de pecados.

Los ciudadanos esperamos un poco más de seriedad, no una interminable riña de gallos que no conduce a nada, cuando hay problemas realmente acuciantes.

Todo programa que uno ve o escucha está atravesado por algunas y repetitivas consignas, todo pasa por más recursos, no hay asunto que no escape a esta lógica o planteo.

¿Y estamos seguros de que toda solución pasa por ahí? Claro, es fácil, rápido y todos lo podemos pedir y además quedo bien, como un ser políticamente correcto.

Toda la pobreza de América Latina se origina, según Milei, en una deficiente política fiscal que ahoga la producción y el ambiente de negocios y cada día más técnicos en economía le dan la razón. ¿Adónde quieren emigrar millones de nuestros vecinos de América y Centroamérica?

En casa sabemos, que desde 2015 estamos ahogados por el ajuste fiscal de Astori, para compensar la caída de ingresos y los despilfarros de Mujica y Sendic juntos.

¿Y reparamos, que todo recurso que solicitemos saldrá de nuestros bolsillos?

Los sindicatos quieren más funcionarios en todos los entes públicos y ministerios, que el estado sea el principal motor económico, a pesar de los reiterados fracasos cada vez que a alguien se le ocurre “prender velitas al socialismo”.

El sindicato ANCAP estrangula al país con sus medidas, impide que un barco descargue combustible, paraliza la refinería provocando pérdidas millonarias y se opone tenazmente a que la empresa se asocie con un privado. Guardemos el curro para la familia, parecen decir, ¡y que sea hereditario!

Asociación con privados pensada para dejar de perder dinero en la fabricación de portland, dinero que pagamos todos y que implica una actividad no estratégica del país.

Hace mucho tiempo que los hornos de ANCAP son obsoletos y la industria privada produce en el país, mucho mejor cemento.

Ni hablemos de los hornos comprados por el frente en 2014 por 54 millones de dólares y abandonados en Paysandú para herrumbrarse sin remedio y venderlos finalmente este año en calidad de chatarra.

¿Quién manda en el Uruguay? ¿Nadie es capaz de rebelarse contra esto?

Parece algo urgente, que surja otra opción sindical en el país, que logre manejar las relaciones laborales con una visión diferente y dejemos de ser monopolizados por una posición marxista sinónimo de miseria y atraso, que tiene metida a la fuerza laboral nacional dentro de una gran “olla podrida”. Ni hablemos del rendimiento de la hora hombre en Uruguay, una vergüenza internacional.

Debería quedar claro a votantes y dirigentes políticos, que la izquierda está alineada y promueve las agendas globalistas, compuestas por “ideología de género”, ¨aborto¨ “cambio climático”, agenda LGTB, reducir jornadas laborales a seis horas

También como vimos recientemente, sumarse y hacer declaraciones sobre los aniversarios del golpe de estado en Chile y conmemorar la revolución Cubana como un gran logro, para horror de los cubanos residentes en Uruguay que se asombran de ver a la izquierda local manifestarse enfervorizada sobre una dictadura interminable.

Asuntos de interés de organizaciones internacionales, que buscan influir y digitar temas que se deciden por poderosos agentes ajenos a nuestra realidad.

El Sr. presidente no debería haber participado en un acto interno de otro país, alineándose con una posición discutible, por cumplirse un aniversario de esa intervención militar.

La cual fue detonada por un gobierno que generó miseria, un mil por ciento de inflación y que fue “echado” por miles de amas de casa golpeando las cacerolas, toda una “olla podrida”, de la escasez y el hambre que acontecía.

Si podemos cruzar la cordillera o el océano en viajes oficiales, costaría mucho menos seguramente, cruzar a la Plaza Independencia o la Plaza de la Bandera, cuando se hacen actos por el Día del Retirado de las FFAA o se homenajea a los Caídos en la lucha contra la subversión, invitaciones nunca aceptadas, en temas nacionales e históricos de reafirmación institucional.

Desde este sencillo lugar, insistimos una y otra vez, en que el sistema político, en este caso, quienes integran la coalición por lo menos, demuestren con ideas y conductas que es necesario levantar la mira de lo que se propone en el futuro cercano.

Es necesario romper con la agenda que la izquierda pretende imponer, hay que salir de lo políticamente correcto, para generar corrientes de opinión que desaten el inmovilismo, provoquen iniciativas novedosas y distintas.

No concibo que todas las propuestas giren siempre en repartir y dar más a todo el mundo, sin que nadie interpele para que, o contra que cosa a cambio.

No quiero ser antipático, pero si realista, desde que tengo uso de razón escucho que la Universidad requiere más presupuesto, en una carrera sin fin.

¿Pero alguien controla como y en que se gasta? ¿Son necesarios todos los estudiantes que quieren seguir las distintas carreras? ¿Cuántos años puede permanecer en esa categoría un estudiante? ¿Cuál es la inserción laboral de cada carrera? ¿Qué carreras nuevas son necesarias y demandadas por el mercado de trabajo?

Entiendo que los países avanzados, no tienen una puerta gigante por la que entran todos los que quieren seguir una carrera, sin que no existan filtros, exigencias y se demuestren resultados.

Esto a pesar de que cuentan con cuantiosos recursos. El asunto es, en que se orienta a la juventud para que tenga un futuro venturoso.

Lo mismo, si vemos los millones de dólares que se destinan a atender miles de beneficiarios de los diferentes planes, subsidios, ayudas de todo tipo, sin una contrapartida, exigencia o final para ser acreedor de los mismos.

En lugar de enseñarles a pescar, le damos pescado, cosa que sigan siendo dependientes siempre. Hoy en día en muchas carreras, los jóvenes uruguayos de éxito terminan formándose en el exterior, previa beca de maestría o posgrado.

 Es como en el fútbol, los compran barato y los terminan de formar afuera, rinden más y están mejor formados.

Son muy lindos los discursos de solidaridad y preocupación por los más necesitados, es una buena cosa sin duda.

Pero mejor sería brindar herramientas de capacitación, enseñar algunos valores mínimos, para que esas personas puedan generar otras actitudes que rompan con la inercia de una asistencia eterna y un empobrecimiento social y cultural de nuestra juventud de los barrios periféricos de Montevideo que son cada vez más un ¨Gueto¨ frenteamplista.

Hay infinidad de asuntos que aguardan que la creatividad y las buenas iniciativas pongan en carrera nuevas ideas, para las que se requiere audacia y voluntad.

Para ello es imprescindible, que atentos políticos logren reunir los ingredientes necesarios para un buen menú, el que invita a los comensales solo con el olor, a sentarse y compartir y que no sea aquel que nos hace decir, otra vez más de lo mismo, esto huele a una “olla podrida”.

Daniel García

8 COMENTARIOS

  1. Excelente Daniel, aunque lamentablemente ya no hay valientes políticos capaces de levantar ideas de Libertad.
    En fin ….. a seguir luchando, que una golondrina no hace verano pero lo anuncia.

    • Muchas gracias Héctor, es cierto, nadie se anima a proponer ideas en ese sentido, la izquierda ha condicionado el discurso. Sin duda hay que seguir insistiendo para cambiar las opciones.
      Cordial ssludo

  2. Buen artículo querido amigo. Ésta «olla podrida» seguirá siendo el menú de todos los días si no surgen cocineros con recetas que logren el tan deseado cambio . A seguir luchando. Felicitaciones!

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí