MAYMANA

0
301

Maymana es la capital de la provincia de Faryab.  Está ubicada en el norte del país, cerca de la frontera con Turkmenistan.

Se encuentra aproximadamente a 400 km al noroeste de la capital, Kabul.

La edición especial de National Geographic «Arqueología de la Biblia» menciona: «Hacia el año 585 A.C., una gran parte de la población de Juda se unió en el cautiverio a sus compatriotas hebreos de Israel hacia Babilonia e Irán»

«Sedecías fue el último rey de Judá antes de la destrucción de este reino a manos de los babilonios»

Yo no encontré libros en el norte de Afganistán. Las tradiciones se trasmiten en forma oral de generación en generación.

Me explicó el señor Sakhi Mohanmad (afgano):  hombre erudito y profundo conocedor de su región: «La ciudad de Maymana fue fundada en el año 586 A.C.»  Se llamó o la llamaron «Al-Yahudiya», la «Ciudad de los Judíos». 

Agregó: “Fue cuando Nabucodonosor destruyó Jerusalén. Muchos judíos se establecieron en el norte de Afganistán. Eligieron el lugar ideal para establecerse, una planicie rodeada de cerros. Por entonces el imperio persa se extendía por estas regiones. Zoroastro ya predicaba y extendía el zoroastrismo.

Luego la ciudad se llamó Maymana Masara.

En Dari (uno de los idiomas hablados en Afganistán, derivado del idioma persa) Maymana significa “a la derecha” y Masara “a la izquierda”.

Según la tradición, Alejandro Magno llegó a estas tierras en el año 326 AC y libró una gran batalla en la planicie donde se asienta la actual ciudad. Un ejército se ubicó “a la derecha “y el “otro a la izquierda” y de ahí derivó su nombre: Maymana-Masara.

Las casas están construidas con ladrillos y asentadas en barro. Salvo algunas pocas, todas lucen viejas, descuidadas y sucias. No hay agua corriente y los pobladores se surten de pozos. Las calles-sin pavimentar (1)-están bordeadas de pinos.

El centro de la ciudad es una enorme plaza polvorienta y descampada, sin flores ni bancos. Allí estaba emplazada la “ciudadela”, el punto fuerte a defender en caso de ataque.

(Vi unas fotos antiguas del sitio, arrasado por la artillería soviética durante la invasión. No quedó nada).

Los afganos circulan por sus calles en autos, motos, bicicletas, burritos, caballos y carros.

Sobre el lado Oeste hay una cancha de fútbol –sin césped- con una tribuna de madera. Los viernes se disputan partidos y asisten unos tres mil espectadores, todos hombres. No se ve ni una sola mujer.

Rodeando la plaza por el Norte y el Este se encuentra la zona comercial, con cientos de tiendas y tenderetes, que se extiende varias cuadras a la redonda. Es el llamado “bazar”, lugar donde predominan las mujeres, que nunca andan solas, sino en parejas o en grupos. Hacen compras y discuten los precios. Cubiertas con vestidos tradicionales, no se les ve ni un pelo, pero se escucha su incesante parloteo.

En algunas esquinas venden pan. La mercadería ofrecida se expone directamente sobre una frazada en el piso.

Las carnicerías exhiben sus cortes de carne en ganchos, al aire libre, cubiertos de polvo y cientos de moscas.

Una farmacia se especializa en la venta de cerveza rusa. Amán – el chófer- me dijo: ”Dígale al propietario que usted es extranjero.”

(El farmacéutico la ocultaba detrás de unos frascos de remedios. Compré dos latas. Requiere un fuerte estómago beberla, porque es espantosa).

La actividad ciudadana comienza al amanecer, cuando el muecin llama a oración. Es un momento tranquilo.

Luego los pobladores inician sus actividades.

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí