Cabeza en alto

0
521

Por: Francisco Berchesi.

Algo que me han enseñado estos kilómetros recorridos, que el lunes próximo serán 27, es a entender las derrotas. A ponerlas en contexto automáticamente y aprovecharlas.

Tenemos un concepto equivocado, relacionándolas con el fracaso. Creo firmemente que no están vinculadas, al menos en la totalidad de los casos.

Y no me mal entiendan, no estoy romantizando la derrota, ni diciendo que apuntemos a ello. Es que simplemente nos ocurren a todos en mayor o menor medida, por tanto, lo que nos diferencia es cómo las enfrentemos.

No creo que siempre se aprenda más de la derrota que de la victoria. Lo segundo es una comprobación del trabajo realizado, y lo primero un listado de factores desnudados a corregir.

Lo que sí creo, es que los resultados posteriores a la derrota, dependen de cómo nos paremos frente a ésta. Aquello de ver el vaso medio lleno o medio vacío, creo que es clave, no solo frente a un gran suceso, sino en el día a día de cualquier mortal.

Verán… nuestra agrupación política, Acción, tiene un altísimo nivel de actividad. No sólo en campaña sino en el día a día. Es que lo decidimos y vemos como un estilo de vida, no como una etapa circunstancial de quinquenios.

Y ocurre lo que ocurre con todo lo que tiene una gran actividad, y es la multiplicidad de escenarios y situaciones, de decisiones y caminos, de actividades y posturas. Por supuesto que hay momentos de gran cansancio, pero nuestra postura es que nuestro cansancio actual es por el esfuerzo que hicimos empujando a otros. Que nuestros momentos de soledad son para prepararnos y así tener más opciones de ayuda. Que eventuales injusticias o traiciones no son más que caminos a evitar a futuro, mientras seguimos adelante.

Por tanto, no nos quejamos por todo lo que tenemos para hacer, pues lo elegimos nosotros mismos. Tampoco cuando algo sale mal, tuvimos la intención de hacerlo bien, y la inteligencia de corregirlo.

Estos días, los grupos de whatsapp y prensa nacional, han estado colmados de mensajes haciendo referencia a la recolección de firmas contra el Gobierno Nacional… quise decir contra la LUC.

Y esto deja en evidencia, primero y principal, que somos nosotros mismos quienes replicamos actividades y acciones de los demás, reenviando, leyendo y comentando en cuanto grupo o charla tengamos. Pero también está dejando en evidencia el gran aparato que opera en sus iniciativas, a la orden de cualquiera que tengan. Y estamos en plena pandemia mundial, en invierno, y nosotros en el oficialismo. Tenían todas las de perder.

Lo único que espero, es que si no llegan al número de firmas necesario, no lleguen y aprendan. No lleguen y corrijan. No lleguen y levanten la cabeza.

Una derrota no es fracaso, por lo que no espero más que madurez para, habiendo alcanzado el objetivo o no, no enfrasquen a toda la sociedad en una disputa sin propósito alguno más que la no aceptación y buena digestión de la derrota. No espero más que honradez.

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí