Por un Uruguay sin fronteras

2
187

Por: Verónica Cortabarría Izquierdo

Voy a comenzar con una de las frases de nuestro Presidente Lacalle Pou, que reafirma el acápite, y me encuentra en absoluta coincidencia: «El mundo avanza hacia allá, está claro, y el mundo no nos va a esperar…”
Con esta frase y otras tantas de su discurso frente a sus pares mercosurianos, el Presidente, ratificó el deseo de que Uruguay permanezca en el bloque Mercosur, pero que si no prospera, Uruguay sabrá que hacer.

Está claro que el Gobierno uruguayo, quiere salir al mundo abriendo caminos de forma individual. Porque lo que se creó hace ya 30 años, al Uruguay no le está funcionando como debería. Hasta el propio Bolsonaro dijo en la Cumbre que quiere un Mercosur con mayores resultados. La diferencia entre Brasil y Argentina, frente a nosotros, es casi idéntica que hace 30 años. Estamos en el medio de dos gigantes que cuando quieren, quieren, y cuando no, nos meten una zancadilla.

Uruguay ya perdió un tren (el acuerdo bilateral con Estados Unidos). Es hora de subirse al tren del mundo, que también hará que el tren que perdimos en su momento, vuelva a poner el ojo en nosotros. Los empresarios grandes estarían felices de que definitivamente Uruguay salga al mundo. Los empresarios medios, no están tan felices, porque entienden que lo que producen no es tanto como para abordar mercados grandes. Permítaseme estar en desacuerdo; hay que cambiar el chip para crecer. Lo que hay que pensar es que lo que Uruguay produce sea colocado en nichos de mercados correspondientes. No se trata de abarcarlo todo, sino de un estudio de mercado en donde lo que se produce y las cantidades de lo que se produce, puedan ser colocadas y volverse así competitivas.

Los acuerdos se hacen entre países, sí, claro. Las empresas, cualquiera sea su dimensión, tienen que pensar a qué punto o lugar apuntar, sin querer volverme reiterativa, a eso se le llama: nicho de mercado. Los Gobiernos actúan. Los uruguayos deberíamos ser menos perezosos, aggiornarnos, y animarnos a ver para donde va el mundo. El que no arriesga no gana, reza el dicho.

Pues arriesguemos, tomemos el tren, ese que nos haga no tener fronteras comerciales.

2 COMENTARIOS

  1. Totalmente de acuerdo como país debemos abrirnos al mundo! Y en cierta forma los medianos empresarios volverse más productivos y eficaz generando crecimiento tanto económico como tamaño de empresa !
    Creando oportunidades para el entorno ya sea dando más empleo o cómo me gusta llamarlo a mi, crecimiento país !

  2. Entiendo y comparto el argumento. Pero cuidado!!! las oportunidades traen amenazas para los cuales también hay que estar muy bien preparados. La PYME, el empresario medio y los costos de producción del Uruguay están muy en desventaja para competir con el mundo. Soy un convencido que la competencia te empuja a crecer, a desarrollarte y sacar toda tu creatividad, pero repito…Tengamos cuidado, preparemos a nuestras empresas, desarrollemos y formemos a nuestros empresarios y políticos a que puedan mirar a mas de 5 años.

DEJA UNA RESPUESTA

Semanario ConTexto promueve el respeto entre las personas, y fomenta los valores Éticos y Morales de una buena convivencia. La redacción bloqueará los mensajes con palabras o expresiones ofensivas, denigrantes o insultantes. Por un Uruguay mejor. Gracias por tus comentarios

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí